EL IMÁN DE HUSSEIN

7/6/2004 

Informativos.net
Saddam ha respondido desafiante pues quiere convertirse en símbolo de la resistencia o, en el peor de los casos, en un mártir.




Su precedente es otro Hussein, quien es adorado por el grueso de la población de Iraq e Irán. El Imán Hussein hace 13 siglos fue despedazado vivo por el califato sunnita. Su martirologio sirvió para potenciar al ala chiíta del Islam y hoy es celebrado por unos 100 millones de sus co-religionarios en todo el mundo quienes lo pintan con una barba y tez similares a la de Jesús.

Saddam quiere eludir su responsabilidad en sus asesinatos en masa aduciendo que él es una víctima del mayor criminal de guerra: Bush.

Si las nuevas autoridades iraquíes lo ejecutasen corren el riesgo de convertirlo en un imán que atraiga más insurgentes. Blair quiere evitar ello y por ello preferiría usar el juicio para irlo desmoralizando o distraer a la opinión pública.

Isaac Bigio
Analista Internacional

Imprimir Enviar por Mail
Compártenos
comments powered by Disqus






Si lo prefieres puedes usar la herramienta de comentarios de FaceBook